TELETRABAJO

 In Autónomos, Emprendedores, Otros, Trabajadores

EL TRABAJO A DISTANCIA, HA VENIDO PARA QUEDARSE

El artículo 13 del Estatuto de los Trabajadores regulaba el trabajo a distancia, lo que con el crecimiento del teletrabajo en los últimos años adolecía cierta obsolescencia normativa dado su poco desarrollo. Por lo que se hacía necesaria una nueva normativa al respecto y una nueva definición de este artículo del estatuto que queda en los términos previstos en el Real Decreto-ley 28/2020, de 22 de septiembre, de trabajo a distancia, que cambia radicalmente el marco jurídico, generando retos en la relación entre trabajador y empresa.

Normativa que era muy necesaria desde hace tiempo y cuyo desarrollo ha sido empujado por la actual crisis sanitaria, que le ha dado impulso a su desarrollo dada la urgencia, obligación y excepcionalidad de la situación. Era muy esperada por todos, pero tras su desarrollo aún adolece de algunas zonas grises. El Covid-19 ha supuesto la aparición de un marco jurídico sin precedentes que, acotado en el tiempo, fuerza a las empresas a intensificar la implantación del teletrabajo.

  • En torno al 70% de las empresas han establecido o se encuentran en proceso de habilitar acuerdos de teletrabajo.
  • El 84% de los empleados se sienten capaces de desempeñar sus funciones con la misma eficacia que trabajando de forma remota.

Para que exista trabajo a distancia debe haber un acuerdo voluntario por ambas partes (empresa y trabajador) y la jornada a distancia debe ser superior al 30% en 3 meses. Existen ciertas limitaciones a tener en cuenta con los contratos formativos o con menores de edad.

Destacar la importancia de la negociación colectiva, la desconexión digital y la igualdad de trato para no generar conflictos laborales.

En relación a la prevención de riesgos laborales, se ha de realizar una evaluación de la zona de trabajo, bien mediante una visita autorizada por el trabajador o bien, si no hay autorización, mediante una evaluación a distancia.

El acuerdo de teletrabajo además de ser voluntario debe redactarse por escrito obligatoriamente, con al menos los siguientes contenidos:

Inventario de medios y equipos, gastos, horario de disponibilidad, porcentaje de distribución de la jornada entre trabajo presencial y a distancia, centro de trabajo al que se adscribe el trabajador, lugar de realización del  teletrabajo, plazo de preaviso para el ejercicio de la reversibilidad al acuerdo, procedimiento en caso de dificultades técnicas, medios de control empresarial, instrucciones e información en materia de protección de datos y seguridad de la información, y duración del acuerdo.

Derecho a la igualdad de trato y no discriminación, formación y promoción profesional, compensación de los gastos (materiales, ordenador, teléfono, silla, teclado, etc.). Medios que serán utilizados para uso estrictamente laboral. Sin olvidar la obligación de un correcto registro horario, la flexibilidad horaria acordada y el derecho a la desconexión digital del empleado.

¿Cómo abordar los cambios en la empresa?

Mediante un análisis y diagnóstico de la política de teletrabajo, de los acuerdos individuales y el plan de comunicación. Manteniendo en la medida de lo posible la monitorización del trabajo y el control de la productividad. Además, hay que tener en cuenta una serie de implicaciones fiscales del teletrabajo, se debe revisar el paquete retributivo (en especial la retribución en especie), evaluar la implicación de los gastos ocasionados por teletrabajar, establecer la residencia fiscal en el lugar adecuado, etc.

Parece evidente que el trabajo a distancia ha llegado para quedarse, ya venía siendo una realidad desde hace años, pero el coronavirus ha sido el empujón final a su implantación prácticamente generalizada en el mundo empresarial. Esperamos que con el desarrollo normativo, la negociación colectiva y los acuerdos entre empresas y trabajadores, su impacto sea lo más positivo posible en el mercado de trabajo, la flexibilidad horaria y la conciliación de la vida personal y laboral.

Si tienes dudas a la hora de implantarlo en tu empresa busca seguridad jurídica desde Factótum B.C., te asesoramos y mantenemos al tanto de las novedades normativas y su aplicación.

Recommended Posts

Dejar un comentario

Start typing and press Enter to search

préstamos ICO que es